En nuestra escuela la atención a la diversidad en cuanto a ritmos de aprendizaje y a otras particularidades de nuestro alumnado, se organiza a partir de la división del grupo clase en grupos flexibles y atenciones individualizadas en las áreas instrumentales, lo que nos permite adaptar las actividades y la transmisión de los contenidos a las diferentes realidades de cada grupo.

Los desdoblamientos se llevan a cabo en las clases de inglés y matemáticas, donde el grupo clase se divide en otros dos grupos que son atendidos por separado.

De esta manera tanto en una asignatura como en la otra, los diferentes contenidos son ampliados o reforzados en función del ritmo de aprendizaje de cada uno de ellos.

Los resultados obtenidos hasta la fecha de hoy avalan nuestro sistema, ya que son muchos los alumnos que obtienen calificaciones elevadas y superan con éxito los exámenes externos al centro, sobre todo a nivel de lengua inglesa.

Los grupos flexibles y la atención individualizada está más dirigidas a aquellos alumnos que tienen ciertas dificultades con el aprendizaje, con necesidades educativas especiales o bien que son de nueva incorporación o incorporación tardía.